domingo, 8 de febrero de 2015

AL TAMARITE LO CONDENAN (DE NUEVO) SUS ERRORES


CDJ TAMARITE: Callizo, Torrelles, Franco, Octavio, Aleix, Bebeto (Xaxha min. 52), Juanjo, Ivan, Romero, Feliu (Llurda, min. 68).

ANDORRA C.F.: Albero, Lou, Saez, Puyo, Visanray, Emilio, Briz (Itu, min. 83), Maldonado, Kamate (Teto, min. 71), Moha (Samu, min. 66), Hector.

Arbitro: Sr. Gomez Muz, auxiliado por Barrio Pedro y Carmela Campisto, Amonesto por el Tamarite a Torrelles, Octavio, Aleix y Alberto, por el Andorra amonesto a Albero, Briz e Itu.

Goles: 0-1 min. 47 Kamate, 0-2, min. 59 Kamate.

Incidencias: Tarde soleada y fría en la Colomina, terreno de juego irregular y resbaladizo. Se guardó un minuto de silencio por el fallecimiento de D. Ramón Llurda, expresidente del club y abuelo del jugador local Llurda.




Desencanto, con esta palabra se podría resumir el estado de animo de jugadores, directiva y afición, desencanto de la mala suerte que acompaña al equipo cara puerta, desencanto porque cualquier pequeño desajuste defensivo se convierte en gol en contra y desencanto ante un equipo que ante la primera contrariedad se hunde y es incapaz de levantar la cabeza.

Y es que el partido comenzó bien, los locales solo se presentaban en su campo sin bajas, con algún jugador renqueante, pero con recambios de garantías sobre el terreno de juego. Se recuperaba a Romero, después de la dura sanción recibida de cuatro partidos. Por su parte el equipo visitante llegaba a Tamarite después de derrotar al Atco. Monzon y con una trayectoria ascendente, pisándoles los talones a los casi intocables Sariñena y Tarazona, instalado en una meritoria y merecida quinta posición.


Comenzó el partido con dominio alterno, quizá el Tamarite tenía más el balón, pero el Andorra justificaba su clasificación poniendo el peligro en el área de Callizo, ya en el minuto cuatro Kamate pone a prueba al cancerbero local, este le responde bien.

Contraataca el Tamarite, Juanjo engancha un buen disparo que se va por encima del larguero.

El intercambio de golpes era continuo en estos primeros minutos, en el minuto 22, Moha lo vuelve a probar pero el balón se va fuera por poco.


El partido era bonito, los jugadores se dedicaban a jugar, dando lo mejor de si, la afición disfrutaba con el juego de su equipo, que aunque falto de gol, ofrecía su mejor cara frente a un buen rival.
En el minuto 32, Kamate de nuevo, se va por la banda de todo aquel que le sale al paso, pero su pase de la muerte no encuentra rematador.
En el minuto 40, Franco, incorporado al ataque, remata alto por poco.
Con este panorama se llegaba a descanso, sin goles, pero con buenas sensaciones en la grada.

Pero con el comienzo de la segunda parte, las esperanzas locales se iban al traste, pues en el minuto 47, un pequeño desajuste de la defensa local, deja a Kamate solo en el segundo palo en la mejor disposición para rematar a gol el buen centro de Briz, 0-1.



Dejo tocado al Tamarite el gol del Andorra, se pierde un balón en el centro del campo, el balón llega a Briz que en el mano a mano con Callizo no puede batir al portero literano.
Dos minutos después, un nuevo desajuste a la salida de un córner, el balón le llega de nuevo a Kamate que bate a Callizo y hace subir el 0-2 al marcador.

En la filas locales el golpe hacen que despierten, que reaccionen y se lanzan a tumba abierta a por el marco de Albero, cuatro minutos después del gol, en el 63, Juanjo a bocajarro no es capaz de batir a Albero.

El control de Tamarite era importante, pero cuando un equipo está abocado a tan mala dinámica, es incapaz marcar, tuvieron buenas oportunidades Iván y Juanjo, este último estrello el balón en el larguero.



Podía haber cambiado la tendencia del partido el minuto 75, cuando Albero derriba a Juanma y Gómez Mur indica el consiguiente penalti. Romero coge el balón, lanza el penalti, pero Albero desvía el esférico a córner.

A partir de ese momento se desinflo un tanto el equipo local, y a punto estuvo de aprovecharlo de nuevo el Andorra, cuando Héctor lanza un buen disparo que se va rozando el poste.

Ya en los últimos minutos lo intento Juanjo, en inmejorable posición, dispara a las manos de Albero.

Finalizo el partido, con victoria de un Andorra, que si bien, mostro buenas maneras, maneras de buen equipo, se llevó el partido haciendo lo justito, sabiendo nadar y guardar la ropa, justificando así su buena clasificación.



Por su parte, los locales, lo dicho al principio de esta crónica, un profundo desencanto por la mala suerte, por su negativa fortuna cara gol y lógicamente preocupación, por la ya crisis de resultados, que solo la suerte y los malos resultados de sus perseguidores, hacen que se mantengan en una engañosa zona tranquila de la clasificación.

El próximo domingo, una nueva oportunidad para el Tamarite de salir del pozo, será en el municipal de Barbastro frente al titular del mismo.



Jesús R. Almuzara

No hay comentarios:

Publicar un comentario