domingo, 1 de marzo de 2015

SOLO EL TRIO ARBITRAL IMPIDIO LA VICTORIA DEL TAMARITE

SD EJA: Lavilla, Mainz, Valimañas, Josepe, Osanz (Mario, min. 85), Recio, Acerete, Bringola (Mateo, min. 88), Gallego, Michel Borlan (Casas, min. 55), Gracia Peña.

CDJ TAMARITE: Gatell, Torrelles, Franco, Xexi, Monfort, Octavio, Juanjo,  Bebeto, Iván (Juanma, min. 75), Romero, Valero (Sasha, min. 88).

Goles: 0-1, min. 10, Iván, 1-1, min. 19, Gallego (P).

Arbitro:  Sr. Alberto Lou Ballano, auxiliado por Diego Sánchez y Oscar Pardina. Nada bueno podía presagiarse para los visitantes cuando, después del calentamiento, compartía risas y abrazos con jugadores y cuerpo técnico locales. Fallo estrepitosamente en tres jugadas. Amonesto por el Ejea a Gracia Peña (debió se roja), y a Recio. Por el Tamarite a Torrelles.



Incidencias: Quizá el mejor terreno de juego de la categoría, césped artificial, tarde agradable y unos 200 espectadores.

Nada bueno presagiaba el calentamiento para el Tamarite. En este se lesionaba Aleix y era sustituido por Xexi (que realizo un encuentro esplendido). Pero lo peor fue cuando al finalizar este, el árbitro se fundía en abrazos con algunos jugadores y cuerpo técnico locales. Malo.

Acudía el Tamarite a Ejea a enfrentarse a un equipo con una dinámica positiva, habiendo ganando cuatro de los últimos seis encuentros, empatado otro y únicamente fue derrotado en el campo del Utebo por un ajustado 2-1.  Por su parte, los visitantes están pasando su particular vía crucis, que les está llevando a dilapidar la ventaja que llevaban sobre las posiciones de descenso, con un juego ramplón y triste, que tuvo su punto culmínate la pasada semana en la Colomina contra el At. Monzon. Para este encuentro, solo estaba la baja de Alberto.



Comenzó el partido, y nada más empezar a rodar el balón, ya se intuía otra actitud de los jugadores literanos, mejor ubicados sobre el terreno de juego y mucho más incisivos en la presión sobre el contrario. El Ejea intentaba parar a los visitantes, en algunas ocasiones más allá del reglamento, con duras entradas, como la de Gracia Peña sobre Octavio, que lo debió de llevar a los vestuarios en el minuto 10, y que solo la tibieza del colegiado lo dejo en una tarjeta amarilla.

A reglón seguido, falta que pita sobre la frontal de área que defendía el Ejea, la bota magistral Romero al corazón del área, donde Iván, de cabeza manda el esférico lejos del alcance de Lavilla. 0-1 y grandes sensaciones para el Tamarite.

Pero poco duraría la alegría tamaritana, pues el Sr. Colegiado, a instancias de su juez de línea, se inventaba un penalti que provocaba las carcajadas de los aficionados y jugadores locales. Corría el minuto 19, y, Gallego coloco el empate en el electrónico gracias al regalo del trio arbitral.



Siguió siendo superior el equipo visitante, presionaba, robaba y solo le faltaba el premio del gol, pues el Ejea se veía imposibilitado ante el dominio de los visitantes.

El gol llego de espectacular remate de Valero, pero el colegiado, después de dar gol, lo anulaba, de nuevo a instancias de su juez de línea, que de nuevo regalaba a los locales una decisión más que discutible en forma de fuera de juego inexistente. Era el minuto 40, con esto se llegó al descanso, con tres decisiones sibilinas del trio arbitral, que desmerecían el resultado que campeaba en el marcador.

Comenzo la segunda mitad con un Ejea más incisivo, presionando más sobre el balón y llevando la iniciativa del juego, pero sin poner en apuros a Gatell y su defensa en todo el periodo.

El Tamarite se defendía ordenado y con contundencia, apoyado en el centro del campo la buena labor de Bebeto, Romero y Juanjo, que combinaban bien y lanzaban buenos balones a Iván y Valero, que tuvieron sus oportunidades.



En el minuto 50, Romero lo prueba de falta que se va alta por poco.

En el minuto 73,  un buen balón en profundidad, Ivan pone a prueba a Lavilla que responde bien, poco más tarde era Romero el que disparaba, el balón se iba fuera por poco.

En el minuto 86, un fallo de Lavilla, deja el balón a Valero, que en posición difícil no acierta a marcar.

Esta segunda parte, la mayor agresividad de los locales, hizo que fuera más nivelada, pero sin sensación de poder llevarse el encuentro estos. Por parte de los visitantes, si se hubiera podido acertar en alguna de las oportunidades narradas, se habría hecho justicia a méritos de unos y otros.

En resumen, un buen punto para el Tamarite, pero lo mejor, la sensación de ver el mejor partido arlequinado desde el ya lejano partido contra el Teruel.

La próxima semana el Tamarite visitara Cuarte en horario matinal.


Jesús R. Almuzara

No hay comentarios:

Publicar un comentario