jueves, 2 de abril de 2015

UN TAMARITE SIN ALMA CAE EN ALAGON


VILLA DE ALAGON: Jorge, Carlos, Sierra, Cafu, Aarón, Beltrán, Luis (Manresa, min. 56), Artaso, Riki, Chema (Raúl, min. 82), Trigo (Héctor, min. 75)

CDJ TAMARITE: Callizo, Torrelles (Mamadou, min. 85), Xexi, Alberto, Monfort, Bebeto (Llurda, min. 57), Aleix, Sasha (Juanjo, min. 68), Valero, Romero, Feliu.

Goles: 1-0, min. 45 Aarón (p), 2-0, min. 63 Aarón.

Arbitro: Sr. Sergio Ferrando Arnal, auxiliado por Adrián Mic y Diego Lara, amonesto por el Alagon a Beltrán y Sierra, roja directa a Riki en el minuto 17, por el Tamarite a Torrelles.

Incidencias: Buena entrada en la Portalada, tarde agradable pero ventosa.

Narrar lo ocurrido esta tarde en el terreno de juego de La Portalada resulta complicado, complicado explicar el despropósito exhibido por un equipo que durante la primera parte de la liga deslumbro y asombro a propios y extraños por su juego, dinámico y atrevido, y que en estos momentos se arrastra por los terrenos de juego sin alma ni empuje dando una triste imagen de lo que fue. Y es que el Villa de Alagón se llevó un encuentro en el que puso algo más de coraje y lo poco que hizo lo realizo con ganas y convicción, superando a un Tamarite desangelado y temeroso que, salvo los primeros quince minutos, vagaba por el campo sin ideas.


Del encuentro poco que explicar, comenzó el Tamarite mejor colocado sobre el terreno de juego, pronto tuvo la primera ocasión en las botas de Bebeto que, casi desde el centro del terreno de juego, intento sorprender a Jorge, el balón se fue fuera por muy poco.

Cinco minutos después fue Sasha, que se encontró un balón dentro del área pequeña, pero remato flojo a las manos de guardameta villano.

Corría el minuto diecisiete, en la primera aproximación de los locales por las inmediaciones del área visitante, cuando el colegiado sorprende a propios y extraños mostrando tarjeta roja directa a Riki, en lo que parecía (y creemos que era asi) un lance del juego sin más importancia.



Parecía que las cosas se ponían bien para los visitantes, pero nada más lejos de la realidad, la injusta expulsión del delantero local espoleaba a los villanos, que se sacudían el inicial dominio visitante y pasaban a igualar la contienda, donde las defensas se imponían a las delanteras y ni Jorge ni Callizo pasaban apuros.

Sin sobresaltos trascurría el partido hacia el final de la primera parte cuando en una jugada de banda del Villa, Xexi sale a tapar el centro del extremo, y la pelota impacta en su mano dentro del área, penalti claro que pita el colegiado, Aarón lo lanza donde Callizo es imposible que llegue, 1-0 y ni tiempo de sacar de centro, final de la primera mitad.


Debía reaccionar el equipo visitante si quería llevarse algo positivo, pero por lo visto en la segunda mitad, las instrucciones del descanso no fueron suficiente para hacer reaccionar a los literanos, pues salvo un remate alto de Romero, y el intento, de este mismo jugador de marcar desde el córner, poco más bagaje a reseñar por parte de los hombre de Castellarnau.

Por su parte, los locales se limitaron a poner más ganas y aprovechar sus oportunidades, esto se vio reflejado en el minuto 63, Aarón aprovecho un fallo en la marca al saque de un córner para rematar solo y  batir a Callizo, haciendo subir el 2-0 definitivo al marcador.



De ahí al final de encuentro poco más que reseñar, un quiero y no puedo por parte del Tamarite, que fue incapaz de cobrarse una sola oportunidad, y por parte del Villa de Alagón poca cosa más, supo nadar y guardar la ropa para celebrar su segura salvación.

La próxima semana, el Tamarite se enfrentara a la SD Tarazona en la Colomina.


Jesus R. Almuzara

No hay comentarios:

Publicar un comentario